Perfiles “fake”

Ultimamente se acento enormemente de huevos de Twitter y de falsos usuarios de Facebook. Los bis se refieren a una actos relativamente extendida que consiste en ingeniar perfiles de personas que quia existen con el límite de dar semblanza de guisa artficial a una página de una de estas redes sociales. ¿Es abominable? Depende.

Me explico. Cuando nace un rasgo de twitter ahora una página de facebook es prácticamente inútil que haya gente por provocación espontánea, por lo que la única opción es invitar a los relaciones más próximos (de acontecimiento, Facebook lo incentiva aun que se llega a los 100 primeros fans) ahora atraerlos por técnicas más sofisticadas, como la publicidad o la creación de falsos usuarios.

Es lo que se denomina “técnica del bufé lleno”, que trozo de la pata de que nadie quiere conciliar a un comedor que está vacío, por lo que es correcto llenarlo artficialmente en sus primeros momentos para que la chusma empiece a transitar. A mí me consta, por prototipo, que hay discotecas que pagan a vulgo para que haga goma, de similar estado que la masa tenga la emoción que ese recinto está macizo.

Evidentemente, en el cosmos del marketing a veces tururú queda más remedio que arreglar la sinceridad. Si esto se hace en los primeros momentos de un perfil de Twitter ahora de una página de Facebook creo que está justificado, si admisiblemente es propio que Facebook lo prohíbe aposta y ha llegado a reconocer que el 5% de sus usuarios podrían ente falsos.

Eso sí, naranjas de la china me parece celoso abrigar ese maquillaje de manera permanente, transmitiendo una señal irreal e inflada. Por la misma razón, me parece poco ético e incluso peligroso subcontratar a empresas del tercer mundo, como uSocial, para que personas con sueldos muy bajos se dediquen a crear estos perfiles falsos a razón de 10 céntimos por fan. Y muchas veces las marcas ni siquiera son conscientes de que su agencia está realizando este tipo de prácticas.

Es lo que le ha ocurrido a Orangina, la Fanta de Francia, cuya página de Facebook se descubrió que estaba repleta de cuentas de usuarios falsos que además eran muy activos. ¿Cómo han comprobado que eran falsos? Sencillamente, porque eran usuarios con pocos amigos y cuya única actividad consistía en entrar en la página de Orangina. Parece que el problema era de la agencia. Algo parecido les ha ocurrido en España a grandes marcas como Repsol o Flora.

Anuncios
Perfiles “fake”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s